Esto me pasa por ser buena persona

Esto me pasa por ser buena persona, nunca más, nunca más voy a ofrecerme para nada, recuérdalo, Emma, nunca digas que sí antes de saber cuál es el favor. “¿Puedes hacer algo por mí?” me preguntó con su voz dulce y sus hoyuelos, y claro, tuve que decir que sí. Y  aquí estoy, paseando su oca por Brooklyn, ¡una oca!, no puede tener un perro como las demás niñas, no, ella tiene una oca. “Verás que divertido es pasear a Gina”, pues no, ¿en esta ciudad siempre hay alguien en la calle? Y esa chica ¿tiene una cámara de fotos?

Rocío

Textos enviados por lectores.